Boletín N° 60 - 5 de abril de 2004
  Gobierno indio arresta a otro alto líder maoísta nepalés

El 30 de marzo, el gobierno indio arrestó a otro alto líder del Partido Comunista de Nepal (Maoísta) [PCN (M)], Mohan Baidya, en Siliguri, un pueblo en Bengala Occidental, donde recibía tratamiento por cataratas, y a Narayan Bikram Pradhan, un presunto indio de origen nepalés, que lo acompañaba durante el tratamiento. Acusó al Camarada Baidya de conspiración y violación de leyes sobre armas de fuego. El tribunal mandó a los dos hombres a custodia policial por 15 días.

El Presidente del PCN (M), Prachanda, dijo en un comunicado de prensa al día siguiente que los arrestos "han conmocionado a todo el Partido". Identificó al Camarada Baidya como "integrante veterano del Comité Permanente" (el máximo órgano del Partido) y "el encargado del comando central oriental". Describió el arresto como "una conspiración planeada con anticipación para ocultar el asunto político principal" (la guerra popular dirigida por el Partido) "engañando con acusaciones de armas... El arresto del Camarada Baidya no es casual ni un incidente aislado sino producto de intrigas entre los gobernantes feudales indios y nepaleses, a cambio de los ríos y recursos naturales de Nepal. Nuestro Partido... exige un trato político respetuoso hacia esta personalidad política veterana y grande".

El Camarada Baidya, continuó, es "un teórico en filosofía y estética que lleva 40 años perseverando en la lucha por la libertad del pueblo nepalés de las garras del feudalismo y del imperialismo". Llamó a los "organismos e instituciones de derechos humanos, personalidades intelectuales, fuerzas políticas propopulares y grandes masas de Nepal, la India y el mundo a levantar la voz por su seguridad, trato respetuoso y libertad".

Una delegación internacional de tres abogados de Europa, organizada por el Movimiento de Resistencia de los Pueblos del Mundo-Europa, fue a Chennai, India, el 24 de marzo para informar y movilizar apoyo a C. P. Gajurel (conocido como el Camarada Gaurav), otro líder del PCN (M), que enfrenta la extradición a Nepal desde que las autoridades lo arrestaron por una infracción menor en agosto de 2003. En febrero, la policía india capturó a dos líderes más del PCN (M), Matrika Prasad Yadav y Suresh Ale Magar, e inmediatamente los entregó al ejército nepalés. El gobierno indio ha entregado decenas de revolucionarios al gobierno nepalés, conocido por practicar tortura y asesinatos extrajudiciales de los opositores, pese al derecho internacional y los tratados entre la India y Nepal que prohíben tales prácticas.

La guerra popular dirigida por el PCN (M) contra la monarquía y sus amos extranjeros se ha ganado el control de la mayor parte del campo en este país predominantemente campesino. Según la BBC, el 3 de abril más de 400 rebeldes encabezados por los maoístas atacaron y destruyeron un cuartel policial. Según las autoridades, los guerrilleros dieron muerte a al menos nueve policías y al menos 20 más están desaparecidos, tras un combate de tres horas a la media noche contra el cuartel policial en Yadukuwa, una aldea en el distrito de Dhanusha, a 300 km al sureste de la capital. Al día siguiente, una mina destruyó un vehículo del Ejército Real en la aldea de Patlekhet, a 40 km al este de la capital. El PCN (M) y el Frente Unido del Pueblo Revolucionario han convocado un bandh nacional (paro general) para el 6 al 8 de abril.